IECI: Inventario de Estrés Cotidiano Infantil

Ficha técnica

  • Nombre: Inventario de Estrés Cotidiano Infantil
  • Autores: Trianes, Blanca, Fernández-Baena, Escobar y Maldonado (2011)
  • Aplicación: Individual y colectivo
  • Edad de aplicación: 6 a 12 años
  • Tiempo de aplicación: El tiempo de aplicación puede variar entre 15 – 25 minutos
  • Evaluación: El objetivo final es la evaluación la respuesta de niños y niñas ante estresores cotidianos
  • Editorial: TEA Ediciones

Materiales

  • Manual de aplicación, corrección e interpretación
  • Ejemplar autocorregible

Puntuaciones

El IECI a través de los 22 que lo conforman proporciona puntuaciones parciales correspondientes a tres escalas:

  • Salud: Esta escala hace referencia a estresores relacionados con situaciones de enfermedad, visitas médicas o pequeños padecimientos.
  • Escolar: Esta escala se relaciona con estresores vinculados a las actividades extraescolares, relaciones con profesores y compañeros y dificultades relacionadas con la atención y/o concentración.
  • Familiar: Hace referencia a situaciones del ámbito familiar, como su propio nombre indica, vinculadas a dificultades económicas, la falta de contacto y supervisión por parte de los padres, las peleas entre hermanos y las exigencias de éstos.
  • Total: También a través de la aplicación de este instrumento podemos obtener una puntuación global referente al nivel de estrés de niños y niñas

Finalidad de la evaluación

Los objetivos perseguidos mediante la aplicación del IECI son múltiples y varios. A continuación detallamos algunos de los usos de este instrumento

Detección

La aplicación del IECI puede ayudarnos en la detección de niveles elevados de estrés en población infantil. Concretamente, las escalas que lo conforman pueden informarnos de estrés relacionado con tres aspectos básicos de la vida diaria de niños y adolescentes. Por tanto, el IECI puede ser utilizado como instrumento de screening o rastreo para la detección temprana de problemas relacionados con el estrés.

Intervención

Las puntuaciones obtenidas a través de la aplicación del IECI nos permiten crear un plan de intervención centrado en las características y necesidades de cada niño. Como hemos comentado, el IECI nos ofrece cuatro puntuaciones distintas referentes a tres escalas y una puntuación global o total, las cuales nos permitirán crear un plan de intervención adecuado a cada individuo.

Progresos

El IECI también puede ser utilizado como instrumento para evaluar el progreso de los niños. A través de su aplicación podemos cuantificar si ha habido o no progresos tras establecer el plan de intervención. Mediante un ánalisis pre-post podemos establecer la existencia de progresos tras aplicar el plan creado para el niño niña.

Investigación

El IECI también puede ser usado como herramienta de investigación ya que a través de este instrumento podremos distinguir los niños y niñas con un desarrollo neurotípico de aquellos con un desarrollo fuera de los parámetros de normalidad.

Ventajas

A continuación, se detallan un conjunto de ventajas encontradas tras el análisis exhaustivo del instrumento.

Tiempo

A priori, el tiempo es un de las ventajas de esta herramienta ya que en tan solo 15 minutos se pueden obtener puntuaciones muy ricas y variadas acerca de diferentes áreas de funcionamiento de niños y niñas con edades comprendidas entre los 6 y 12 años.

Corrección

Gracias a la incorporación de un ejemplar autocorregible la corrección de la prueba se vuelve una tarea muy sencilla, lo cual ahorra un tiempo considerable al evaluador en comparación con otras pruebas de este tipo.

Puntuaciones

Como ya hemos comentado en apartados anteriores, este instrumento ofrece puntuaciones muy diversas, únicamente mediante la administración de 22 items.

Limitaciones

Tras aplicar el instrumento, hemos encontrado que los niños más pequeños tienen dificultades para entender el ítem 8: Mis profesores son muy exigentes conmigo. Quizás en este ítem, como en anteriores, se debería realizar alguna aclaración entre paréntesis.

Además, en el caso del ítem 4: Con frecuencia me siento mal (tengo dolores de cabeza, nauseas, etc.) ocurre algo similar. Los niños más pequeños se centran exclusivamente en los síntomas que aparecen recogidos entre paréntesis. Sin embargo, cuando se indaga al respecto, en ciertas ocasiones se observa que a menudo estos presentan frecuentes dolores de tripa. Quizás al ser éste uno de los síntomas somáticos más frecuentes en la población pediátrica también se debería incluir entre parientes, evitando de esta forma errores de interpretación en los niños más pequeños.

Carla Andreia Carvalho Gómez

Carla Andreia Carvalho Gómez

Grado en Psicóloga. Formación en Neuropsicología

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *