La extinción: tratamiento para las fobias

La extinción: tratamiento para las fobias

Condicionamiento

El condicionamiento es una clase de aprendizaje en el cual se asocian dos eventos. Un estímulo puede estar asociado a otro en forma tal que al percibirlo nos produzca el efecto del otro. Conocemos el condicionamiento clásico o pavloviano postulado originalmente por el fisiólogo ruso Ivan Pavlov. Este consiguió que los perros asociaran la comida (estímulo condicionado) a un estímulo auditivo (estimulo no condicionado) en forma tal que el solo hecho de escuchar el estímulo auditivo los perros segregaban saliva. Este mecanismo es importante en la psicología dado que estaría involucrado en la generación de fobias o en el Trastorno de Estrés Postraumático (TEPT).


Extinción

La extinción es el proceso por el cual un condicionamiento deja de actuar. Este se logra a partir de la exposición al estímulo que produce la reacción emotiva. En la medida que se observe que el estímulo no es una amenaza el miedo va desapareciendo. Este proceso no se produce por el debilitamiento del condicionamiento sino por la creación de un nuevo circuito que suprime al anterior. El circuito anterior no se elimina, el mismo sigue existiendo, por lo que puede suceder una recuperación espontánea si se debilita el circuito que lo suprime o se vuelve a experimentar el condicionamiento. El estrés también puede revertir la extinción aun cuando el causante del mismo no esté relacionado con la amenaza que se suprimió. El cortisol, hormona relacionada con el estrés, podría actuar impidiendo la función de la Corteza frontal ventromedial (CFvm) en el proceso de extinción.

El papel de la amígdala

Para que esto suceda se tiene que producir cambios en la amígdala que es donde se regulan tanto los procesos de condicionamiento como los de extinción. En el proceso de extinción está involucrada la CFvm y el hipocampo que asocia el condicionamiento con el contexto en el cual se produce, por eso es importante que el contexto en el que se produzca la extinción se parezca lo más posible al contexto en el que se produjo el condicionamiento que se quiere suprimir.

Modelos animales

Se ha observado en modelos animales que si se daña alguna de las áreas involucradas con la extinción, ésta no se produce persistiendo el condicionamiento. Como todo aprendizaje para que se produzca la extinción se tiene que producir la síntesis de proteínas que fortalecen las sinapsis de los circuitos involucrados. Como ocurre con otros aprendizajes, en la medida que se repite la exposición los circuitos se van fortaleciendo en un proceso que necesita un tiempo consolidarse.


Sustancias involucradas

Hay varias sustancias involucradas con este proceso, neurotransmisores clásicos como la dopamina y la norepinefrina y otros péptidos como endocanabinoides, Sustancia P, oxitocina, encefalinas y sustancias de crecimiento. Por lo que es muy factible que el uso de alguna droga pueda facilitar este proceso con fines terapéuticos.

Que no recordemos el momento que se produjo el condicionamiento no significa que este no exista. El cortisol en una experiencia traumática puede causar amnesia de los hechos ocurridos afectando el hipocampo pero al mismo tiempo puede favorecer la formación del condicionamiento en forma inconsciente en la amígdala.

La diferencia con la habituación es que ésta es un proceso de aprendizaje no asociativo que involucra un solo estímulo. Durante la exposición la habituación puede ayudar a disminuir los efectos del estímulo no condicionado a través de la repetición continua del mismo, haciendo que este vaya perdiendo fuerza.

La exposición es un tratamiento eficaz para tratar las fobias. Este consiste en afrontar repetidamente el estímulo temido aprendiendo que el mismo no es una amenaza. Se produce un aprendizaje, proceso al que llamamos extinción.

Importancia de la exposición

Conocemos la importancia de la exposición en la superación de los condicionamientos por eso es importante buscar técnicas para hacerlas más efectiva. El psicólogo Michelle Craske nos brinda sugerencias para mejorar su eficacia.

  • Aumentar la diferencia con lo esperado. En la exposición se produce una diferencia entre lo que uno cree que va a suceder y lo que realmente sucede. Lo ideal es que la amenaza no nos produzca los efectos negativos que pensamos que nos va a ocasionar. Cuanto mayor sea la diferencia entre lo que pensamos que nos va a pasar y lo que realmente nos pasa, mayor va a ser la disminución de la creencia sobre los efectos nocivos de la amenaza.
  • Si son varias las amenazas es conveniente primero presentarlas en forma separada para luego presentarlas combinadas en una sesión.
  • Si bien como dijimos anteriormente lo ideal es usar un contexto lo más parecido posible al que se produjo el condicionamiento. También es importante usar múltiples contextos a fin de que la extinción se produzca en una forma generalizada.
  • Dormir luego de la exposición ayuda a consolidar el aprendizaje.

Luego del evento de exposición se producen procesos moleculares que toman un mínimo de cuatro a seis horas en hacer efecto y luego tardar meses en consolidarse.

¿Cómo interfieren las drogas?

Hay varias drogas que potencialmente podría ayudar a aumentar la eficacia de la extinción, la mayoría ha sido solo probada en animales Diversos estudios demuestran la importancia de los receptores de un subtipo de receptores de glutamato en la plasticidad sináptica. Estos receptores conocidos como NMDA cumplen un importante rol en el aprendizaje. La D-cycloserina, droga que estimula los receptores NMDA, facilita la memoria para establecer el condicionamiento. El cortisol, del que hay una alta concentración de receptores en la amígdala, aumenta la excitabilidad de estas neuronas. Este como nombramos puede favorecer el condicionamiento también logrando favorecer la extinción.


¿Se podrían eliminar los circuitos de condicionamiento?

La extinción como explicamos es una forma de aprendizaje que inhibe o anula el condicionamiento, lo deja sin efecto sin necesidad de eliminarlo. ¿Se podrían eliminar los circuitos de condicionamiento?

Se sabe que si se perfunde una droga que inhibe la síntesis de proteína en el área lateral de la amígdala, el condicionamiento no se mantiene al día posterior.

Esto previene condicionamientos nuevos. Sin embargo, ¿podemos eliminar condicionamientos ya consolidados?

Cada vez que recordamos un hecho la memoria se vuelve lábil. En este estado se produce una reconsolidación de la memoria actualizando su contenido. Si en este estado se inhibe la producción de proteínas podría boquear el contenido del recuerdo.

Esto indica por un lado que es importante poder recordar el trauma para debilitarlo. Los experimentos se han realizados mayormente en animales con condicionamientos simples pero si en el condicionamiento hay múltiples estímulos el bloqueo se hace más complejo.

Este mecanismo de reconsolidación puede estar presente en la mayoría de las terapias. Si bien el traer un recuerdo traumático nos suma también la emoción negativa, el objetivo de la terapia podría ser el de ir disminuyendo la emoción negativa hasta que el recuerdo sea emocionalmente neutro. En otras palabras, sería quitarle la sensación de amenaza al recuerdo o estímulo.


Consolidación

El período de consolidación se produce entre diez minutos y cuatro horas. Si en ese período se produce el estímulo condicionado, el condicionamiento se elimina completamente dado que no se llega a formar.

En investigación en ratas se observó que luego del condicionamiento cuando la rata podía en forma activa controlar el estímulo condicionado, la extinción era más efectiva haciendo más difícil que el condicionamiento original se volviera a producir.

Conclusión

Estos conocimientos pueden ser útiles para tratar TEPT o fobias específicas pero también la adicción a las drogas donde ciertos estímulos se asocian con experiencias placenteras. Hay que desaprender lo mal aprendido. En el proceso de extinción volvemos a aprender para suprimir un aprendizaje anterior.


Referencias bibliográficas

  1. LeDoux, Joseph (2015). Anxious, the modern mind in the age of anxiety. London, One World Publication.
  2. Craske, M.G. et al. (2014). Maximizing Exposure Therapy: An Inhibitory Learning Approach. Behaviour Reseaarch and Therapy 58:10-23
Daniel Pozzi

Daniel Pozzi

Biólogo especializado en Neurociencia.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *